viernes, 9 de febrero de 2007

Ideas

¿Por qué nadie se pasaba nunca por mi espacio de MSN? Creo saber la respuesta. Quizá era porque siempre escribía mucho: para contar pequeñas cosas escribía entradas inmensas. Y por momentos llegué a alegrarme cuando de repente escribía entradas concisas y cortas, pero ahora deseo volver al anterior camino. "¿Cuál? ¿Volver a MSN Spaces?", se preguntarán. ¡Por supuesto que no! Me refiero a volver a escribir entradas largas; tan largas que a la gente le de flojera leerlas, tan largas que a los navegantes del ciberespacio que lleguen por esporádica coincidencia a este blog les duelan los ojos de ver más texto junto que en la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos, tan largas que la Lista de Schindler solamente se equiparará a las conclusiones de mis entradas. A partir de hoy, y en vista de que colaboro en otro blog (http://randomteam.blogspot.com), creo que no abriré mi blog al público y solo lo dedicaré a mi eterna exploración de mis dilemas existenciales. Bien, y haciendo hincapié en eso que dije de "más texto junto que en la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos", es por eso que esta entrada no se dividirá en párrafos. "¡Los libros de la Biblioteca se dividen en párrafos!", me reclamarán, y tiene razón. Y creo que yo también tengo razón en argumentar que, la división en párrafos de los libros solamente tiene como objeto reducir el espacio útil de escritura. Si, yo se que me reclamarán que es cansado leer algo de corrido y sin espacios, ¿verdad?. Pero los invito a que se pongan a pensar lo siguiente: ¿Cuánto papel se ahorraría al imprimir 29 millones de libros sin la división por párrafos?. 29 millones de libros de la mencionada Biblioteca del Congreso, aunque obviamente hay más bibliotecas repartidas a lo largo del planeta. "Mírenlo, ahora se cree ecologista", dirán. Tal vez tengan razón, pero hay otra cosa... a decir verdad no es solo una, es una lista: 1) Los libros serían más baratos; 2) Habría más madera para que los indigentes hicieran buenas casas, no chozas de laminas o cartón; 3) El precio de la tortilla no hubiera aumentado; 4) Las credenciales de elector no serían grises y 5) George W. Bush no hubiera siquiera imaginado en sus sueños más retorcidos ir a invadir Afganistán e Iraq. ¿Quieren que les explique el porqué de todas estas aseveraciones? Sencillo: 1) Al tener más información en menos papel es como si te estuvieran vendiendo un libro de menos páginas; 2) Es obvio, al no usar la madera para producir pulpa de papel se tendría más reservas de este recurso en todo el mundo, la oferta sería mucha y la demanda reduciría, y por ende el precio también reduciría. Los indigentes podrían comprar cuando menos la cantidad de material suficiente para hacer cálidas y comfortables casas de madera que tal vez pudieran llegar a ser mayores en espacio habitable que las asquerosas pocilgas en las que viven en la actualidad; 3) Si existiera incluso un excedente suficiente para olvidarse del petroleo, olvidarse del etanol, se volverían al carbón vegetal como combustible. Sin investigaciones con maíz para producir etanol, el precio de la tortilla jamás hubiera aumentado; 4) En realidad este y el siguiente punto son estúpidos y sin sentido. Bueno, creo que ya me está venciendo el sueño. Los dejo con una de mis frases: "Si el hubiera existiera todos seríamos perfectos". Si es que han llegado hasta esta parte, ojalá hayan disfrutado de esta reflexión. Fin de la entrada.

1 comentario:

R-k4rD dijo...

vaya... bastante interesantes tus pensamientos... buena entrada y bastante original